Cómo elegir un robot aspirador

Tras una década ya de venta en el mercado, el robot aspirador ha evolucionado bastante y, en la actualidad, se ha convertido en una ayuda fundamental para simplificar las tareas de limpieza en casa.

Si tienes niños o mascotas necesitas esta aparato sí o sí pues te prometo que te va a hacer la vida mucho más fácil. La tecnología avanza a pasos de gigante por eso si tu robot aspirador es antiguo puede ser que te quieras plantear un cambio.

Aunque hace años podían pecar de torpes y deficientes en términos tecnológicos, hoy existen modelos que pueden llegar a identificar el nivel de suciedad y escanear la superficie. Incluso podemos encontrar algunos ejemplos de robots que son capaces de fregar el suelo.

Cómo elegir un robot aspirador

¿Cómo funcionan los robots aspiradores?

Se trata de una aspiradora robotizada que funciona a ras del suelo y que, de forma automática, recorre el suelo succionando toda la suciedad que encuentra. Algunos modelos disponen de escobillas giratorias o mopas para fregar el suelo. Pueden usar distintos métodos para su recorrido como es el mapeo o movimientos aleatorios y suelen contener sensores evitan obstáculos, escaleras y detectan pequeños desniveles (alfombras).

Tipos de robots aspiradores

Aunque a todos se les denomine robot aspirador, la realidad es que en el mercado podemos encontrar distintas versiones en función de lo que puedan hacer:

  • Solo aspirar. Son los más comunes y su función es retirar el polvo del suelo y las alfombras.
  • Aspirar y fregar. Algunos modelos disponen también de depósito de agua que les permite fregar el suelo tras la aspiración.
  • Abrillantar. Son como una mopa robótica. El polvo queda sujeto a la bayeta que, posteriormente, hay que limpiar ya que no aspira. 
  • Aspirar y abrillantar. Es un modelo que combina la aspiración con una mopa.

Características técnicas a tener en cuenta

Para saber qué modelo elegir de robot aspirador, tenemos que tener en cuentas ciertos factores y características:

Duración de la batería

Cuanto más grande sea la casa, más autonomía deberá tener la batería. La mayoría de modelos cuentan con 60 minutos, suficiente para una limpieza diaria, aunque los hay que superan las 2 horas.

Modo de carga

La mayoría de los modelos incluyen base de carga, la cual se deja enchufada en un punto de la casa. Muchos robots vuelven solos a la misma cuando detectan que se quedan sin batería, aunque también hay ejemplares que se cargan mediante un enchufado manual.

Nivel de ruido

Como norma general, un robot de limpieza es más silencioso que una aspiradora, aunque no deja de hacer ruido. El umbral que una persona soporta bien el ruido es de unos 65-70 dB, por lo que es recomendable buscar un modelo que produzca menos ruido.

Medidas

No todos los robots tienen las mismas medidas. Pero lo que más se valora es la altura del aparato, que determinará si podrá o no limpiar bajo los muebles. Es recomendable mirar este dato, aunque no suelen superar los 10 cm del suelo.

Filtros

Los cepillos de estos dispositivos levantan polvo que se pueden quedar en el aire o colarse en el mecanismo del robot y dañarlo. Por eso es importante que cuenten con un filtro (a ser posible HEPA) que, aparte de evitar daños, purifique el aire durante su funcionamiento.

Mando a distancia/WiFi

Los ejemplares más sencillos se manejan pulsando un botón de encendido, pero también tenemos otros que funcionan usando un mando a distancia o una app móvil donde se puede escoger el modo de limpieza o la programación y limpiar incluso cuando no estemos en casa.

En los modelos con WiFi se puede ver el mapa realizado tras el mapeo, controlar la eficiencia de sensores o recibir alertas si ocurre algún problema.

Pared virtual 

Delimita una zona concreta donde no deseamos que limpie el aparato (comederos de mascotas, baños, etc.). Para evitar estas zonas se puede usar sensores infrarrojos o mediante banda magnética.

¿Cómo hacer el mantenimiento a un robot aspirador?

Las más básicas son el vaciado del depósito (si no tiene esta función de forma automática) y el lavado o reemplazo de filtros. Es recomendable realizar estas dos tareas semanalmente, aunque depende de la frecuencia de uso del robot.

Así mismo, para eliminar el pelo enredado y otros residuos que bloquean el flujo de aire, se puede usar tijeras o utensilios similares. En algunos casos, los fabricantes incluyen accesorios para realizar esta tarea.

En conclusión, para escoger un buen modelo de robot aspirador siempre hay que tener en cuenta las características del hogar y las necesidades que podamos tener. Aun así, existen robots que poseen más elementos tecnológicos que otros y eso hay que tenerlo en cuenta.

Join the Conversation

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. No tengo experiencia Pascu, en casa también tenemos el robot que solo aspira ya que tenemos mascotas y es el más indicado en esos casos.
    ¡Gracias por leernos!
    😀
    Sonia

  2. says: Pascu

    Una preguntilla… ¿Qué pensáis del robot que aspira y friega? Ya que yo tengo una discusión con mi pareja porque ella no cree que funcione muy bien… Tenemos un robot normal y estamos pensando si hacer el paso con el que friega.

    ¡Gracias de antemano!