Colchones baratos para niños ¿Por qué no? Cuando, cómo y dónde comprar

¿Necesitas comprar colchones para los niños pero no dispones de mucho presupuesto? Si eres lector de Decoideas ya sabrás que nosotras siempre te vamos a recomendar invertir en un colchón de calidad, pues el descanso es primordial para la salud. Pero hay algunas situaciones en las que podemos confiar en colchones baratos sin que ello suponga un riesgo para tus hijos. Hoy revisamos estas situaciones especiales y, además, te sugerimos una tienda de confianza y te contamos qué tienes que tener en cuenta a la hora de comprar, tanto colchones para tus niños, como canapés baratos para amueblar la habitación infantil. ¿Nos acompañas a descubrir todas las claves de estos productos tan necesarios? ¡Vamos allá!

Colchones baratos para niños ¿Por qué no? Cuando, cómo y dónde comprar

Colchones baratos para niños, cuando comprar

En numerosas ocasiones hemos hecho hincapié en Decoideas en la importancia de no escatimar a la hora de comprar las camas de los niños. Un colchón, un somier o un canapé de calidad nos asegurará un óptimo descanso y eso es fundamental para el desarrollo físico y psicológico de nuestros pequeños. Pero existen ocasiones en las que podemos aprovecharnos de las ofertas, descuentos o precios bajos de algunas tiendas. ¿Cuándo comprar colchones baratos para niños? Pues en estas situaciones que detallamos a continuación:

-La primera camita del niño

Cuando los niños son muy pequeños y han dejado de usar la cuna nos hace una ilusión tremenda comprar una de esas camitas de diseño. Casitas, coches, tipis y mil formatos de camas pequeñas que, si bien son más amplias que la cuna, son más diminutas que una cama convencional y su uso vendrá determinado por el rápido crecimiento del peque. Para estas camas de uso limitado te vendrá de maravilla un colchón barato.

-Camas infantiles de segundas viviendas

Colchones y canapés de las segundas viviendas también tienen un uso esporádico, sólo en vacaciones, y lamentablemente estos periodos suelen ser muy cortos. La opción barata es la más socorrida y práctica. Te sacará de un apuro sin vaciar tu cartera.

-Camas extra y camas de invitados

Más de lo mismo nos ocurre con las camas extras de las habitaciones de los peques, como por ejemplo los colchones de las camas nido o las habitaciones de invitados. ¿Por qué gastar una gran cantidad de dinero en productos de poco uso? En estos casos es interesante plantearse la compra de elementos más económicos.

¿Dónde  comprar colchones y canapés baratos?

Colchones y canapés baratos sí, pero adecuados, que presenten una buena relación calidad precio, adquiridos en una tienda de confianza. ¿Cuál es esa tienda de confianza te preguntarás? Pues Maxcolchon es una buena opción para adquirir tus colchones baratos ya que son fabricantes de productos de descanso desde hace más de 15 años, porque cuentan con una línea de fabricación “económica” de prestaciones básicas, buena calidad de sus materiales, alta transpirabilidad y firmeza, y todo ello a un precio súper competitivo. ¡No se puede pedir más!

¿Qué tener en cuenta a la hora de comprar colchones y canapés?

Si necesitas comprar o renovar los colchones de tus hijos deberás tener en cuenta unos conceptos básicos. La transpirabilidad es muy importante en los colchones para niños ya que estos suelen sudar mucho de noche. La medida es primordial y se debe ajustar al tamaño del canapé o somier. Por último la confortabilidad es un requisito indispensable para que nuestros pequeños puedan disfrutar de un sueño profundo y de calidad.

A la hora de adquirir un canapé deberás valorar su capacidad que vendrá determinada por su medida (80, 90, 105 cm.) Estarás de acuerdo con nosotras en que los canapés abatibles son súper prácticos para guardar los juguetes de los pequeños, el material deportivo de los adolescentes, etc… El acabado del canapé (polipiel o madera) será una decisión que tendrás que valorar dependiendo la edad de los niños puesto que ambos son fáciles de limpiar pero es la madera la que ofrece una mayor resistencia a golpes, arañazos… El tipo de apertura (frontal o lateral) también es primordial, en las habitaciones de los niños es mucho más práctica y cómoda la apertura lateral ya que esta modalidad incluso conferirá autonomía a los niños a la hora de recoger, guardar o buscar sus pertenencias.

Esperamos que este artículo te ayude a decidir cuál es la mejor opción para la habitación de tus hijos. ¡Gracias por leernos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.